Ver la Historia | Capítulo 6

CAPÍTULO 6 | La voluntad de las mayorías (1916-1930)

 

La aplicación de la Ley Sáenz Peña hizo posible la llegada del radicalismo al gobierno. Los radicales gobernaron el país entre 1916 y 1930 bajo las presidencias de Hipólito Yrigoyen y Marcelo T. de Alvear.

En octubre de 1916, con apenas un voto más del necesario, Yrigoyen asume como Presidente de la Nación. En un hecho inédito, el pueblo colma las calles para acompañar la asunción presidencial.

En 1922, asume como presidente Marcelo T de Alvear hasta 1928, quien luego es reemplazado nuevamente por Hipólito Yrigoyen.

Durante estos gobiernos radicales, se impulsaron notables cambios sociales, políticos y económicos. La ampliación de la participación ciudadana, la democratización de la sociedad, la nacionalización del petróleo y la difusión de la enseñanza universitaria, son algunos de sus logros.

Sin embargo, este período no estuvo exento de conflictos sociales derivados de las graves condiciones de vida de los trabajadores. Algunas de sus protestas, como la de la Semana Trágica y la de la Patagonia, fueron duramente reprimidas con miles de trabajadores detenidos y centenares de muertos.

El 6 de septiembre de 1930, mediante un golpe de estado militar, se pone fin a 14 años de gobierno radical. Este golpe, es la primer irrupción militar en la vida democrática. Lamentablemente, no será la última.